Entrevista con el investigador Pablo Huertas

El investigador Pablo Huertas participa el 19 de octubre en un encuentro digital en directo con la Fundación Vencer el Cáncer para hablar del cáncer de mama y del proyecto de investigación que está desarrollando en el Centro Andaluz de Biología Molecular y Medicina Regenerativa (CABIMER) y que puedes apoyar desde VEC.

«Desde que empecé a trabajar en ciencia, he estado interesado en entender como las células mantienen la integridad de su genoma, un fenómeno altamente asociado a múltiples enfermedades, muchas de ellas hereditarias, y, en especial, al desarrollo del cáncer», explica Huertas.

El investigador, primero realizó su doctorado en el Departamento de Genética de la Universidad de Sevilla, intentando descifrar el fenómeno de la recombinación asociada a transcripción. Usando mutantes del complejo THO en la levadura Saccharomyces cerevisae, que muestran un aumento desproporcionado de la frecuencia de recombinación asociada a un defecto transcripcional, describimos que durante el proceso de transcripción el RNA debe ser protegido para evitar que se aparee con el DNA que está siendo transcrito. Si esto no ocurre, se forma una molécula híbrida DNA:RNA que impide la transcripción del gen y, simultáneamente, disminuye la estabilidad del genoma (Huertas y Aguilera, Mol Cell, 2003; Huertas et al, MCB, 2006).

En el año 2004, Pablo Huertas se trasladó a la universidad de Cambridge, Reino Unido, donde empezó a trabajar en la reparación de cortes de doble cadena en el DNA. Durante su estancia postdoctoral, estudió cómo se regulan a lo largo del ciclo celular la activación de los distintos mecanismos de reparación de este tipo de daño en el DNA. «Encontramos que el mayor punto de control es la fosforilación durante las fases S y G2 del ciclo de una única proteína, Sae2 en S. cerevisiae (Huertas et al, Nature 2008) y su homólogo funcional en humanos CtIP (Huertas y Jackson, JBC, 2009)», detalla.

En el año 2010 volvió a la Universidad de Sevilla y al Departamento de Genética con un contrato Ramón y Cajal. Este contrato le permitió iniciar su propio grupo de investigación en el Centro Andaluz de Biología Molecular y Medicina Regenerativa (CABIMER). Su laboratorio está estudiando los mecanismos de control de la reparación de cortes de doble cadena y su relación con distintas enfermedades. «Así, hemos encontrado que mutaciones en CtIP causan dos síndromes hereditarios raros (síndromes de Seckel y de Jawad; Qvist et al, PLOS Genetics, 2011), y que la perdida de expresión de CtIP correlaciona con el desarrollo de tumores agresivos de mama», asegura.

COMPARTIR ESTA NOTICIA

Facebooktwitterlinkedinmail
Publicado en Investigación, Noticias VEC y etiquetado , , , , , .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *