• By VEC
  • 4 febrero, 2024

«Ganar el Arquímedes supone una motivación para seguir investigando en el laboratorio»

«Ganar el Arquímedes supone una motivación para seguir investigando en el laboratorio»

«Ganar el Arquímedes supone una motivación para seguir investigando en el laboratorio» 1024 768 Vencer el Cáncer

Reyes Hernández Osuna ganó hace unos meses el Certamen Universitario Arquímedes, organizado por el Ministerio de Universidades y en el que se han presentado más de medio millar de trabajos de 65 universidades diferentes. Esta sevillana estudiante de doctorado del Cima Universidad de Navarra, ha recibido el primer premio del XX Certamen Premios Universitarios Arquímedes en la categoría de Ciencias Biológicas y Biomédicas. Este concurso, selecciona los mejores trabajos de investigación realizados por estudiantes universitarios en distintas ramas del conocimiento. Sus tutoras, Marta Alonso y Sara Labiano, investigadoras del Grupo de Terapias Avanzadas para Tumores Sólidos Pediátricos del Cima, también fueron distinguidas con un reconocimiento por la tutorización del trabajo presentado.

La joven e investigadora sevillana ganó el Premio Especial Vencer el Cáncer en el Certamen Universitario Arquímedes por su trabajo ‘Catacterización y modulación del microambiente inmune en tumores cerebrales pediátricos’.

Desde la Fundación Vencer el Cáncer hemos querido hablar con ella, para conocerla un poco más. Os dejamos la entrevista del auténtico presente de la investigación española.

¿Cómo te animaste a participar en Arquímedes?

Al acabar el trabajo fin de máster (TFM) en el CIMA Universidad de Navarra, pensé que había realizado un buen trabajo, y no quería que se quedara en la calificación final y ya, sino que tuviera cierto impacto en la sociedad. Por eso me planteé presentarme al Certamen Arquímedes, y dar a conocer el trabajo que había realizado.

¿Qué significa para ti ganar este premio?

Ganar este premio del Certamen Arquímedes supone una motivación para continuar con mis estudios de doctorado. Además, nos anima a seguir investigando en el laboratorio para llegar a tratar y curar a los niños con tumores cerebrales, y genera esperanza en la lucha contra esta enfermedad rara en la que trabajamos.

¿Cómo crees que te ayudará en el desarrollo de tu carrera?

Creo que el ganar este premio me abre muchas puertas a otros premios, becas y proyectos. Cuando pedimos financiación para investigar, muchas entidades valoran positivamente el haber resultado finalista o ganador del Certamen Arquímedes. Espero que el premio me permita, más a corto plazo, obtener becas para realizar estancias en el extranjero, donde pueda seguir investigando y aprendiendo otras cosas.

¿En qué proyecto te gustaría trabajar ahora?

La verdad que he tenido mucha suerte, y al acabar el máster tuve la oportunidad de quedarme a realizar la tesis doctoral en el mismo laboratorio. Estoy trabajando en un proyecto en el que intentamos caracterizar el microambiente inmune que rodea a los tumores cerebrales pediátricos, además de buscar dianas terapéuticas y aplicar terapias en modelos animales de esta enfermedad. Es un proyecto apasionante, en el que nunca dejas de aprender.

¿Cómo te ves en el futuro próximo?

El siguiente paso en el que me veo es defendiendo mi tesis. Para ello, me quedan unos años de trabajo intenso, en el que hay muchas cosas por descubrir. Como ya he dicho, me gustaría realizar alguna estancia internacional en algún laboratorio prestigioso, y al acabar la tesis, me planteo irme a realizar una estancia postdoctoral en el extranjero también. 

¿Qué consejo le darías a los jóvenes que están interesados en la investigación y no saben muy bien qué camino tomar?

Les diría que el camino no es fácil, pero que merece la pena. Mis directoras de tesis y la experiencia corta que llevo en la ciencia me han enseñado que, aunque haya mil días malos, y experimentos que no salgan, el día que algo sale bien, y crees que vas a poder ayudar a la gente, es el día más feliz del mundo. Solo la posibilidad de poder llegar a curar a una persona hace que nuestro trabajo sea muy importante, y que merezca la pena todo el esfuerzo que hacemos.

¿Cómo los animarías a que se presentaran al certamen Arquímedes?

El hecho de tener que redactar una memoria, participar en procesos de selección, y defender el trabajo delante de un tribunal es muy enriquecedor, y se aprende mucho en el proceso. Cualquier trabajo de investigación es válido para presentarse al certamen, y muchas veces los estudiantes no nos atrevemos a mandarlo por miedo a que no valga. ¡Así que animo a todos a participar en otras ediciones del certamen!